Apr 19, 2021 Last Updated 8:27 PM, Mar 30, 2021

La Guajira pone un ministro cada 50 años

El pasado 7 de agosto Juan Manuel Santos comenzó su segundo periodo como presidente y con ello un nuevo gabinete. La Guajira estaba esperanzada en que fuera ratificado Amylkar Acosta Medina como ministro de Minas y Energía.

“Queríamos que continuara, no solo por su buena gestión, sino porque era un intermediario permanente con el Gobierno Nacional”, afirmó el exsenador guajiro Jorge Ballesteros.

Agregó que Acosta era una cuota regional y por eso en muchos sectores piensan que “a la Costa no le fue bien en la distribución de los ministerios”.

El alcalde de Riohacha Rafael Ceballos también esperaba la ratificación de un hijo de esta tierra y dijo que “lamentamos su ausencia en el gabinete presidencial”.

Los guajiros habían manifestado su alegría con su nombramiento en septiembre del 2013 cuando las autoridades, dirigentes  y fuerzas vivas de La Guajira  organizaron un multitudinario homenaje que se materializó en el Centro de Convenciones AnasMai, de Riohacha.

Ese día desfilaron por la entrada funcionarios, artistas, personalidades y hasta el presidente de la República Juan Manuel Santos, todos unidos para hacerle saber al nuevo ministro, la alegría que se sentía en esta tierra por tener un representante en el Gobierno.

Fue todo un acontecimiento similar al que se vive el 2 de febrero día de la Virgen de los Remedios, la patrona de los guajiros, en el que se aprecian las mejores galas de los feligreses.

Ese día el nuevo ministro recibió condecoraciones y reconocimientos de la Alcaldía, la Gobernación, la Cámara de Comercio, la Asamblea Departamental, la Universidad de La Guajira y regalos de la comunidad del corregimiento de Monguí, su tierra natal.

“Cómo no va a ser mi nombramiento como ministro un gran acontecimiento para mi tierra, si este es un hito en la historia de nuestro departamento”, comenzó diciendo Amylkar Acosta Medina en su discurso de agradecimiento que duró unos 30 minutos.

Tiene razón, ya que La Guajira muy poco ha tenido representación en los gobiernos nacionales y en tres siglos solo ha podido contar con seis ministros, es decir uno cada 50 años. “Por eso es algo digno de festejar”, dijo Acosta ese día.

Los ministros guajiros. La historia ministerial de este departamento comenzó con Luis Antonio Robles, conocido como el Negro Robles, quien fue Secretario del Tesoro el equivalente a ministro de Hacienda en el gobierno de Aquileo Parra Gómez.

Su período transcurrió desde 1876 a 1878, luego de lo cual fue presidente del Estado Soberano del Magdalena y comisario del Territorio de La Guajira. Fue representante en la Cámara del Congreso de los Estados Unidos de Colombia y el primer afrocolombiano en ocupar este cargo.

Robles fue  uno de los políticos más influyentes, lo que lo llevó a ser  director general del liberalismo en 1896.

En 1892 otro guajiro logró ser ministro, esta vez de Hacienda y de Fomento en las administraciones de Carlos Holguín Mallarino y Miguel Antonio Caro.

Fue José Manuel Goenaga, quien nació en Riohacha y también fue director de Instrucción Pública del Departamento del Magdalena, Presidente de la Convención Constituyente y Representante al Congreso (1880).

En 1884 volvió a ser elegido senador pero por el departamento del Magdalena y publicó y dirigió el periódico El Combate, en 1875.

Carlos Vélez Daníes fue el tercer ministro que La Guajira pudo tener en estos tres siglos. Fue nombrado  el 7 de agosto de 1922 mediante decreto 1126 como ministro de Guerra del presidente Pedro Nel Ospina.

Nació en Riohacha, pero porque su padre Dionisio Vélez sale de Cartagena huyéndole a la peste de cólera que se desarrolló en 1849. Sus hermanos todos nacen en la capital guajira, aunque se los llevaron pequeños de nuevo a Cartagena.

En la presidencia de Virgilio Barco, el ministro de Comunicaciones era de La Guajira. Se trata de Enrique Daníes Rincones, quien también fue el primer guajiro en ser gerente de Carbocol, entre los años 1984 y 1987.

Jorge Juan Bendeck Olivella, nacido en Villanueva, sur de La Guajira fue ministro de Obras Públicas y Transporte en el gobierno del expresidente César Gaviria Trujillo en los años 1992 a 1994. Fue vicepresidente de exploración y producción de Ecopetrol, fundador y primer director del Instituto Colombiano de Petróleo en 1985. En 1996 fue designado por el presidente Ernesto Samper embajador en Alemania y en 2005 presidente de la Federación Nacional de Biocombustibles.

La Guajira también ha tenido varios viceministros, el mismo Amylkar Acosta que estuvo en el de Minas, Luis Gómez Pimienta en la cartera de Salud, Nelson Rodolfo Amaya en el ministerio del Interior y Gilberto Orozco en el de Justicia.

Bogotá, Valle y Antioquia

Según “Poder Regional y Participación de la Costa Caribe en los gabinetes ministeriales”, de Adolfo Meisel Roca, del Banco de la República, en el siglo XX, 702 colombianos fueron ministros, algunos en una sola ocasión y otros muchas veces, como Alberto Lleras Camargo, quien fue ministro en siete oportunidades.  Bogotá, Antioquia y Valle representan los mayores porcentajes en ministros, mientras que La Guajira y Meta son los departamentos que menos han tenido. En el Censo de 1993 la Costa Caribe tuvo el 20,7% en la población nacional y, sin embargo, solamente 90 costeños, es decir el 12,8% del total, fueron ministros en el siglo XX. De estos ministros del Caribe la mayoría, 70,0%, eran de Atlántico, Bolívar y Magdalena.

EL HERALDO

VAMOS POR MÁS RESERVAS

La primera prioridad del país es incorporar más barriles de crudo a sus reservas probadas, dada la precariedad de estas, toda vez que los 2.445 millones de barriles con los que cuenta a duras penas le alcanzarían al país para sólo 6.6 años de autosuficiencia. Por ello, se dice de Colombia que en lugar de ser un país petrolero es un país con petróleo. No obstante, es de resaltar el hecho de que, gracias a los esfuerzos exploratorios realizados en los últimos años, en el año 2007 se detuvo la caída de las reservas y estas han registrado un repunte desde el 2008. En los últimos cuatro años (2010- 2013) las reservas probadas se incrementaron el 18% y ello es tanto más meritorio si tenemos en cuenta que las extraídas en ese mismo lapso crecieron más que proporcionalmente, un 27.3%, al pasar de un promedio de 785 mil barriles/día-año a más del millón de barriles. 

Y ello ha sido posible sin encontrar en los últimos veinte años ni un Caño Limón ni un Cusiana, pero ayudados por una seguidilla de pequeños hallazgos que sumados han permitido incorporar mayores reservas al tiempo que le han ganado al país una mayor prospectividad petrolera. Desde luego, también ha contribuido a ello la aplicación de nuevas tecnologías de recobro mejorado. Para destacar el hecho de que la participación de las mayores reservas que corresponde a nuevos descubrimientos ha venido in crescendo, el año pasado alcanzó el 39%.

No obstante, dado que la meta del Gobierno es pasar de una relación reservas – producción (R/P) de 6.6 actual a 10 en el año 2018, para alcanzarla se requerirá pasar de una adición de reservas el año anterior de 436 millones de barriles a adicionar anualmente 615 millones de barriles. Dicho de otra manera, se necesitaría pasar  de un índice de reposición de reservas actual de 118%  al 167%, ímproba tarea esta. Para ello el país tiene que apretar el paso a la actividad exploratoria, ya no sólo limitada a los yacimientos convencionales sino también ampliando la frontera hacia los no convencionales, amén de la campaña en que ya está comprometido de la búsqueda de hidrocarburos off shore.

Esa es la apuesta de Colombia con la reciente Ronda Colombia 2014. De hecho en el país pasamos de perforar 21 pozos exploratorios en 2004 a perforar 131 en 2012, registrándose una leve caída en 2013 cuando se perforaron 115 de 130 que era la meta y ahora se proyecta perforar 135 para el presente año. Claro, que para alcanzar esta meta es preciso remover tres grandes escollos que están frenando la actividad petrolera en el país: los ataques terroristas contra su infraestructura, la conflictividad social y la dilación en los procesos de licenciamiento ambiental y consultas previas.

Creemos que no hace falta promover cambios en la normatividad legal para atraer la inversión y estimular la actividad hidrocarburífera en el país, cuyos últimos ajustes se hicieron para incentivar la producción incremental y más recientemente en lo atinente a la exploración y desarrollo de yacimientos no convencionales. De lo que se trata es de que tales reglas se cumplan y de esta manera ganar en seguridad jurídica, que es lo que a ratos queda en entredicho cuando se presentan circunstancias en el entorno de la actividad que la ponen en riesgo. Un estudio reciente de Arthur D.Little muestra a Colombia como el país más atractivo de Latinoamérica por sus términos fiscales, así como por su clima político y de inversión, recibiendo una calificación de 3.9 sobre 5, superando entre otros a México y Brasil. Es decir, que Colombia sigue siendo competitiva y atractiva para la inversión y los inversionistas de la industria petrolera.

 

Bogotá, septiembre 14 de 2014

www.amylkaracosta.net

 

 

 

 

[1] Ex ministro de Minas, Energía e Hidrocarburos

RELEVO EN ECOPETROL

Indudablemente ECOPETROL sigue siendo la joya de la corona del Estado Colombiano, es la empresa insignia y la más grande que opera en el país, al tiempo que constituye de lejos la principal fuente generadora de recursos para el financiamiento del Estado. Hasta junio de 2003, al tiempo que su actividad se extendía a toda la cadena de los hidrocarburos (exploración, explotación, transporte, refinación y comercialización) era la titular de las reservas de gas y de petróleo, muchas de ellas adquiridas a través de la reversión de áreas previstas en los contratos de concesión y/o asociación suscritos entre la Nación y las demás empresas petroleras.  Con la expedición de la Ley 1760 se transformó la naturaleza jurídica de ECOPETROL, convirtiéndola a partir de entonces en una sociedad pública por acciones y se escinde, creando la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH), empresa esta que a partir de su entrada en vigencia asume la administración integral de dichas reservas. 

Luego se daría el siguiente y el más importante paso en la larga historia de ECOPETROL, al constituirla como una Sociedad de economía mixta de carácter comercial organizada bajo la forma de sociedad anónima del orden nacional vinculada al Ministerio de Minas y Energía. Ello se hizo a través de la Ley 1118 del 27 de diciembre de 2006, la que, además, autorizó la emisión y colocación del 20% de las acciones entre particulares. Justo en este momento, en el que ECOPETROL dejó de ser una empresa industrial y comercial del Estado para convertirse en una empresa petrolera, listada en bolsa y que se rige, como las demás, por un régimen corporativo, asume su conducción el 23 de enero Javier Gutiérrez Pemberthy. 

UNA HISTORIA EXITOSA DE 8 AÑOS

Le correspondió a Javier Gutiérrez internalizar en la empresa este cambio extremo y gestionar este con bríos y con tino, hasta llevarla ocho años después a ser una de las multilatinas de mayor y mejor posicionamiento en la región. Uno de sus más importantes logros fue la internacionalización del Grupo empresarial ECOPETROL, ahora de clase mundial. Actualmente Ecopetrol es una empresa clasificada dentro de las 50 compañías de petróleo y gas más grandes del mundo, con una nómina de 11.011 empleados. Listada, además, entre las 500 empresas más destacadas del mundo según la revista Fortune. En 2014 ocupó la posición número 35 según el PIW, uno de los rankings de mayor relevancia mundial.

Javier Gutiérrez venía precedido de una brillante gestión de 14 años al frente de Interconexión Eléctrica S. A (ISA),  cuya Gerencia asumió en medio de la gran crisis del sector eléctrico que le significó al país 14 meses de racionamiento continuo. Y la sacó adelante, con el tesón y empeño que le son característicos, en medio de semejante turbulencia. Superada esta prueba, se sabía que no sería inferior a este nuevo reto. 

La mayoría de colombianos compró acciones de Ecopetrol en la primera ronda llevada a cabo en 2007, coincidente con la llegada de Javier Gutiérrez a la empresa, por ello nos parece relevante analizar cómo ha sido la historia de la empresa en estos ocho años (2007-2014), pues es allí donde es posible observar tendencias y llegar a conclusiones razonables sobre cómo se ha venido comportando la empresa y medir el desempeño de la misma en el decurso de estos años. En este sentido, quisiera mencionar la evolución de cuatro datos claves para cualquier petrolera: la producción, las reservas, el índice de reposición de las reservas (IRR) y la relación reservas – producción (R/P).

En producción, Ecopetrol logró incrementar los registros en 89.2% en estos últimos ocho años al pasar de 399 mil barriles de petróleo equivalente por día en 2007 a 755 mil barriles de petróleo equivalente por día en 2014, la segunda producción más alta en toda la historia de ECOPETROL, luego de una caída del 4% el año anterior por razones ampliamente conocidas, convirtiéndose en un caso de estudio mundial entre analistas e inversionistas. Y tan importante como la cantidad es la calidad de la producción y durante su gestión comprometió a su equipo para producir barriles limpios, esto es exentos de accidentes e incidentes. Todo ello gracias a su liderazgo y al equipo de primera línea con el que contó. 

Y en cuanto a las reservas, cuando Javier Gutiérrez se puso al frente de los destinos de ECOPETROL las previsiones indicaban que Colombia perdería su autoabastecimiento de crudo en 2009. Pues bien, gracias a su gestión la empresa logró un incremento de 72% al pasar de 1.210 millones de barriles a 2.084 millones de barriles, completando 6 años consecutivos el IRR por encima del 100%, lo que significa que las mayores reservas que se incorporan son superiores a las que se extraen. En 2014 el IRR fue de 146%, al tiempo que la relación R/P pasó de 8.1 a 8.6 años. Es de anotar que los buenos guarismos tanto en el IRR como en la relación R/P se deben en gran medida a la creciente utilización de nuevas tecnologías, en lo que ha jugado un rol de la mayor importancia el Instituto Colombiano del Petróleo (ICP), que han posibilitado mejorar la tasa de recobro en campos maduros. Ello le ha valido a ECOPETROL el ser considerada como la organización que más desarrollos tecnológicos patenta en Colombia. En total, la el ICP cuenta hoy con 61 patentes vigentes.

De hecho en el año anterior, de los 355 millones de barriles de crudo equivalentes incorporados a las reservas sólo el 14% (50 millones) corresponden a nuevos descubrimientos, el resto hace parte de la reevaluación de reservas en los yacimientos. Valga mencionar dos ejemplos: el de Rubiales, un campo que había sido abandonado, cuando se reactiva empezó produciendo 400 barriles/día en 2003 hasta convertirse en el de mayor producción en el país con un promedio el año anterior de 180.500 barriles diarios. Otro caso parecido, guardando las proporciones, es el de La Cira-Infantas, que pasó de producir 4.000 barriles/día hace 8 años a 40.000 barriles/día. Es el caso, también, del campo Chichimene en el Meta, que pasó de producir 40.000 barriles/día a 80.000 barriles/día, duplicando su producción. Allí hay un filón enorme a explotar hacia el futuro para mantener a raya el fantasma de la pérdida del autoabastecimiento de crudo y comprar tiempo en procura de dar con nuevos y promisorios hallazgos. Lo dijo Javier Gutiérrez antes de hacer dejación de su cargo: “tenemos 21 proyectos piloto para aumentar el recobro, queremos pasar al 25% en el 2020 y llegar luego al 30%. Hoy en Rubiales es de sólo 8%” . 

Otros logros importantes en estos ocho años tienen que ver con el posicionamiento de la empresa en la industria petrolera. En efecto, 

desde el 2011 ECOPETROL forma parte del Índice Mundial de Sostenibilidad Dow Jones por sus buenas prácticas económicas, ambientales y sociales. Por cuarto año consecutivo, Ecopetrol logra hacer parte del TOP 10% de empresas con el mejor desempeño en sostenibilidad dentro de un universo de 2500 compañías que cotizan en bolsa y que hacen parte de este indicador mundial. Ecopetrol ocupó el primer lugar, por sexto año consecutivo, en reputación corporativa en Colombia. No obstante el daño reputacional que le ha causado a la empresa el escándalo de Petrotiger, la compañía ocupa hoy el puesto número 12 en el índice de Transparencia Internacional (2014) que evaluó a 124 de las más grandes empresas del mundo listadas en los mercados de valores.

LA MALA HORA DE LA INDUSTRIA PETROLERA

Después de un ciclo largo, que se prolongó por más de diez años, de precios altos, que alcanzaron su máximo nivel en julio del 2008 con una cotización de US $146.50, vino la destorcida de precios a mediados del año anterior, con una caída que llegó a bordear el 60%. Esta caída de los precios ha afectado la operación de la industria y ECOPETROL no es la excepción; el cierre del año anterior fue decepcionante y ello se refleja en el P & G y, por supuesto, en los dividendos que devengan sus accionistas, que se cuentan ahora en un número aproximado a los 397.122, siendo el mayor de ellos, con el 89%, el Estado colombiano. Y, desde luego, esta crisis en la que se ha sumido la industria se refleja también en la cotización de las acciones de las petroleras. 

En el caso de Colombia y de ECOPETROL en particular se dio la tormenta perfecta, porque a la caída de los precios (un promedio US $10.6 por barril, aproximadamente, durante el año completo) se vino a sumar también la caída de la producción, en el caso de ECOPETROL se dejaron de producir 64.000 barriles diarios en promedio durante el 2014, de los cuales 28.000 son atribuibles a bloqueos y protestas sociales por parte de las comunidades. Y, para rematar, a consecuencia de la más reciente reforma tributaria, la tasa efectiva de tributación para ECOPETROL pasó del 34% al 40.4% (¡!). La combinación de estos factores fue determinante para que al final del año 2014 los ingresos se redujeran en $4.4 billones con respecto al año anterior (7%). La utilidad neta se redujo un 42% para situarse en $7.8 billones, de la cual se repartió un 70% como dividendos ($5.4 billones, $4.8 billones para el Gobierno). 

Durante la época de las vacas gordas ECOPETROL (2011 – 2014) le giró al Gobierno central mediante el pago de impuestos y dividendos y a las regiones en regalías la friolera de $100 billones, sólo el año anterior fueron $26 billones, 2 puntos del PIB (¡!). Ahora le ha tocado, como le ha tocado a todas las empresas, reducir sus costos, ser más eficientes, ser más selectivos a la hora de asignarle recursos al portafolio de inversiones, máxime cuando estas se recortaron un 25.8%. Así, mientras en 2014 ECOPETROL, invirtió US $10.595 millones, en 2015 se reducirá a US $7.860 millones (¡!). 

EL CORE BUSINESS DE ECOPETROL

Como lo señala Roberto Steiner, quien representa en la Junta directiva de ECOPETROL a los accionistas minoritarios, en el futuro el foco estará en la exploración y producción que es “de lejos el segmento con el mayor potencial de generación de valor…Una parte central de la revisión estratégica, que consulta la nueva realidad del mercado, tiene que ver con el logro de mayor eficiencia operacional y una significativa reducción de costos” . Una de las apuestas mayores que tendrá la nueva administración de ECOPETROL, ahora que la asume el ex ministro de Hacienda Juan Carlos Echeverri, será el desarrollo el futuro de Rubiales, el cual revertirá a mediados del próximo año a ECOPETROL. De él se ha dicho que “tiene todos los pergaminos y la trayectoria, pero en esta difícil coyuntura se van a necesitar muchos atributos personales y profesionales para liderar la empresa más grande del país” . Ese es su desafío. 

Javier Gutiérrez se despide con buenas noticias, en medio del entorno adverso que le tocó al momento de su partida: el reciente hallazgo en La guajira en el pozo Orca 1 en el Bloque Tayrona por parte de PETROBRAS-ECOPETROL- REPSOL es muy prometedor, por lo pronto se ha podido establecer que allí hay reservas de gas natural del orden de los 264 millones de barriles de petróleo equivalente. El primero en aguas profundas. Está por establecerse la magnitud de este descubrimiento, pero ya se catalogó como el mayor en Latinoamérica el año pasado. Este hallazgo, sumado a los éxitos exploratorios en onshore durante el 2014, con Nueva Esperanza-1 (CPO09) en 2014, Junto con Akacías-1, se convierten en los hallazgos más grande del país en los últimos 20 años. En suma Colombia acaparó 4 de los 10 más grandes descubrimientos de hidrocarburos en Latinoamérica en 2014, lo que le gana a Colombia mucha prospectividad, que es el principal atractivo para la inversión y los inversionistas en esta industria. Otra buena noticia es la entrada en operación a mediados de año de la nueva refinería de Cartagena, duplicada su capacidad de refinación (pasa de 80 mil barriles de carga a 165 mil barriles), elevado su factor de conversión del 76% al 97%, modernizada y optimizada. 

Como bien lo dijo Javier Gutiérrez, “creo que los ciclos se van cumpliendo. De alguna manera ya se venía cerrando la etapa sobre las metas y los objetivos que nos planteamos en 2007 y se veía la necesidad de unos ajustes en el Plan estratégico. Creo que es un buen momento para el cambio” . Dice Paulo Coelho que uno debe ir cerrando ciclos en la vida y eso es lo que ha hecho Javier con su reconocida gestión en ECOPETROL. Entre sus satisfacciones del deber cumplido debe estar en primerísimo lugar el haber logrado lo que ningún otro colombiano, ser reconocido, en forma sostenida, entre 2008 y 2013 Javier Gutiérrez Pemberthy como el líder empresarial con mejor reputación en Colombia por el Monitor Empresarial de Reputación Corporativa (Merco), destacada firma de análisis e investigación de reputación de España. A su llegada a la empresa el entorno era ampliamente favorable, le tocó navegar en la cresta de la ola del boom minero-energético, ahora que se retira, lo hace en el cuarto menguante de ese boom. Qué le vamos a hacer, nadie escoge las circunstancias en las que le toca actuar y menos en una actividad tan expuesta a los choques externos como la industria petrolera. 

Bogotá, abril 12 de 2015

www.amylkaracosta.net

 

 

Los más destacados

EL RELOJ DEL APOCALÍPSIS

30 Mar 2021 Opinión

EL AGUA EN WALL STREET

30 Mar 2021 Opinión

EL TENOR DEL VALLENATO

11 Mar 2021 Opinión

Sígueme en Facebook