Categoría: Opinión
Visto: 754 times

 

  1. 1.Durante los últimos años el sector de hidrocarburos ha tenido logros nunca antes vistos en la historia energética del país, entre los más importantes están:

         Una producción promedio diaria superior al millón de barriles de crudo.

Por su parte, las reservas de crudo se ubicaron en 2.377 millones de barriles en 2012, 5,22% más altas que las del año inmediatamente anterior. También es importante destacar que el 33% de las nuevas reservas provinieron de nuevos descubrimientos, situación que contrasta con la tendencia de los últimos 10 años, donde solo el 10% de la incorporación de reservas se realizaba a partir de nuevos descubrimientos. Esto es muestra del éxito de la política de hidrocarburos de Colombia. Cabe destacar, además, el logro de Ecopetrol al incrementar sus reservas de las 1.100 millones de barriles de 2007 a las 1.877 millones con las que cerró el año 2012. Y ello es tanto más meritorio habida consideración que ello fue posible sin un hallazgo nuevo, de la importancia de Caño Limón, Cusiana o Quifa, que fue el último gran descubrimiento. 

         Aumento record en el número de pozos exploratorios perforados (131 en 2012).

         Niveles record de inversión extranjera directa en 2012, ubicándose en 5.389 millones de dólares, cifra que representó el 35% del total de recursos de inversión externos que ingresaron a Colombia en ese año. 

  1. 2.Sin embargo, nuestro principal reto es el de incrementar las reservas de petróleo y gas natural para asegurar la autosuficiencia energética del país e incrementar los excedentes de exportación.

 

  1. 3.Un estudio de la UPME y ADL estima que Colombia tiene un potencial de incorporar 9.100 millones en reservas de crudo y 6.2 Tera Pies Cúbicos de Gas entre 2013-2030 (escenario base). Es importante mencionar que el potencial de incorporación de reservas a partir de Recursos No Convencionales (NC) es de 26% en crudo y 32% gas; en un escenario optimista la incorporación de reservas a partir de estos recursos puede alcanzar hasta un 26 y 60%, respectivamente.

 

  1. 4.Estamos tomando medidas que promuevan la exploración de yacimientos no convencionales y costa afuera (offshore).

 

      • En la actualidad contamos con 21 bloques en exploración en el off-shore. (5 TEA’s y 16 E&P; 1 en el Pacifico y 20 en el Caribe)  

No Convencionales

      • Colombia cuenta con 7 cuencas de gas y petróleo no convencional ( incluyendo lutitas o shale y gas metano asociado al carbón o CBM)
      • Se considera que Colombia es el tercer país en Sur América con mayor potencial de no convencionales después de Argentina y Brasil, teniendo en cuenta el clima favorable de inversión
      • Existen alrededor de 23+bloques con potencial de yacimientos no convencionales 6 que fueron adjudicados en el Ronda Colombia 2012 bajo el contrato de E&P para YNC
      • Se proyecta que en los próximos 3 años se realicen alrededor de 42- 50 pozos exploratorios.
      •  A finales de 2012 y en el transcurso de 2013 se ha llevado a cabo un Proyecto de Gestión del Conocimiento de Medio Ambiente que consiste en la adquisición, generación e implementación sistemática del conocimiento con la mejor información disponible a nivel global para las nuevas actividades en el portafolio de hidrocarburos del país incluyendo la E&P de YNC y costa afuera. 
      • A partir del conocimiento generado en el marco de ese proyecto el Ministerio de Minas y Energía trabajó en conjunto con el Servicio Geológico Colombiano, la ANH, MADS y ANLA para la formulación de los requerimientos técnicos para los pozos de E&P y pozos inyectores. Se tuvo en cuenta además el análisis de brechas normativas y un benchmarking con regulación internacional (EEUU y Canadá).
      • Teniendo en cuenta lo anterior, formulamos un nuevo decreto que deroga la Resolución 180742 de 2012 (específica para yacimientos no convencionales). Esta nueva reglamentación está para comentarios.
      • Durante los próximos meses expediremos la reglamentación ambiental para la exploración y explotación de yacimientos no convencionales y costa afuera.

 

      • 5.Debemos continuar con la exploración y desarrollo de crudos pesados, así como aumentar el factor de recobro de nuestros campos existentes.

 

      • 6.En la actualidad estamos trabajando en la estructuración de la Ronda Colombia 2014 que nos permitirá seguir incrementando el conocimiento de nuestro potencial y por esa vía incorporar más recursos energéticos al país. El país es consciente de su importancia en términos de lo que significa para el desarrollo económico y productivo, pero también desde el punto de vista de la generación de recursos que apalancan el desarrollo social.

 

      • 7.También tenemos un reto de revisar el régimen fiscal para la exploración y explotación off-shore, así como elaborar la reglamentación técnica para estas actividades. Al respecto, nos encontramos realizando los estudios correspondientes.  

 

      • 8.Asimismo, ajustamos la regulación del sector de gas natural para garantizar su abastecimiento a precios competitivos y continuar ampliando la cobertura.

 

                  

Además de darle un renovado impulso al uso del gas natural, complementariamente     estamos estimulando el uso masivo del GLP, no sólo para uso doméstico en cilindros sino también a través de propanoductos y, claro, para uso tanto en generación eléctrica como combustible motor. En efecto, ya iniciamos un ambicioso programa de masificación del uso del GLP domicialiario a través de un Plan piloto que cobija a los estratos 1 y 2 de los departamentos de Narió, Putumayo y Caquetá, beneficiando a 120.000 familias, el cual se extenderá al resto del país, para lo cual se apropiaron en el Presupuesto General de la Nación para el año entrante la suma de $44.000 millones. En este momento cursa en el Congreso de la República un Proyecto de ley que promueve y estimula los usos alternativos del GLP, el cual ha contado con el apoyo e impuso del Ministerio de Minas y Energía. 

 

      • 9.En cuanto a infraestructura, se han impulsado proyectos para aumentar la capacidad de transporte por oleoductos a 1.450 kbpd con una inversión superior a los 5.000 millones de dólares al finalizar el 2014.

 

      • 10.Estamos trabajando de manera coordinada con MADS y ANLA para optimizar los tiempos de expedición de licencias ambientales para proyectos de exploración y producción de hidrocarburos. 

 

      • 11.Para el desarrollo de todo nuestro potencial es necesario tener una industria de servicios petroleros fuerte y saludable, sin la cual sería  imposible desarrollar el sector. 

 

 

Bogotá, noviembre 20 de 2013