Dec 13, 2019 Last Updated 4:09 PM, Oct 28, 2019

ECOPETROL S. A: UN DESTACADO DESEMPEÑO

Categoría: Combustibles Fósiles
Visto: 601 times

Muy buenos días para todos los accionistas y un saludo especial a los demás integrantes de la Junta Directiva, a los funcionarios de la  Empresa y a todos los invitados a la Asamblea General de Accionistas de Ecopetrol.

 

Es un honor para mí presidir el máximo órgano social de la primera empresa del país y comprobar una vez más el creciente interés que tiene los accionistas en el futuro de Ecopetrol. En ocasiones anteriores estuve en este mismo escenario como representante de los departamentos productores de hidrocarburos y hoy me corresponde hacerlo en mi calidad de ministro de Minas y  Energía. Venimos esta vez a esta Asamblea a dar a conocer cómo le fue a Ecopetrol en 2013, a rendir cuentas sobre nuestras actuaciones en los órganos de administración de la empresa y a escuchar sus propuestas, ideas y proyectos para continuar el camino de crecimiento sostenido que ha tenido la empresa en los últimos años.

Quiero compartir con ustedes algunas ideas - fuerza sobre el desempeño de la empresa, así como lo atinente a la realidad del sector y su entorno.

Resultados de Ecopetrol

Luego de revisar en detalle los resultados de Ecopetrol en 2013 no me cabe la menor duda que este fue un año positivo para la empresa. No puede ser otra la conclusión cuando se observan los principales indicadores operativos y financieros. Veamos: el crecimiento de la producción fue del 4,5%, el incremento de las reservas  probadas del 5,1%, la variación en el índice de reposición de reservas fue del 139% (¡!) y alcanzó un nuevo récord en ventas por $62 billones. Y también quisiera destacar que estos positivos resultados se lograron en una coyuntura compleja de los mercados internacionales, que se reflejó en la fuga de capitales, de retorno ahora desde los denominados mercados emergentes hacia los de Estados Unidos, Europa y Japón, lo que sin duda fue una de las principales causas de la variación negativa en el precio de la acción durante 2013. 

Tampoco debe ser motivo de alarma el descenso de 11% en las utilidades netas de la empresa, dado que, como observarán más adelante está relacionada en gran medida con factores externos como la baja en el precio de la canasta crudo exportado por Ecopetrol, el cual pasó de US $103.5 el barril en 2012 a US $99.9 en 2013 o con situaciones coyunturales como el impacto en el P&G de la empresa a consecuencia de la entrada de un nuevo esquema para el transporte de hidrocarburos, el cual se compensará cuando Ecopetrol reciba las utilidades de la nueva empresa Cénit, y cambios en las valorizaciones de los fondos que administran el pasivo pensional de la empresa los cuales obligaron a hacer provisiones por $804 mil millones, amén del impacto de la reciente reforma tributaria en las finanzas de Ecopetrol, que elevó la tasa efectiva de impuestos de $6.533 millones a $7.024 millones. 

Más allá de estas condiciones externas y/o coyunturales adversas, los invito a revisar lo que los economistas llamamos los fundamentales de una empresa, que en su gran mayoría muestran avances importantes, obviamente sin desconocer que debemos acelerar el paso en algunos aspectos como la incorporación de nuevas reservas.  

Una historia exitosa de 6 años

La mayoría de colombianos compró acciones de Ecopetrol en la primera ronda llevada a cabo en 2007. Por eso me parece relevante analizar cómo ha sido la historia de la empresa en estos seis años (2007-2013), pues es allí donde es posible observar tendencias y llegar a conclusiones razonables sobre cómo se viene comportando la empresa y sobre su capacidad de gestión. En este sentido, quisiera mencionar la evolución de dos datos clave para cualquier petrolera: la producción y las reservas. 

En producción, Ecopetrol ha logrado casi que duplicar los registros en estos últimos seis años al pasar de 399 mil barriles de petróleo equivalente por día en 2007 a 788 mil barriles de petróleo equivalente por día en 2013, convirtiéndose en un caso de estudio mundial entre analistas e inversionistas. Y en cuanto a las reservas, la empresa logró un incremento de 73% al pasar de 1.137 millones de barriles a 1.972 millones de barriles, completando 5 años consecutivos con índices de reposición de reservas por encima del 100%, lo que significa que las mayores reservas que se incorporan son superiores a las que se extraen. 

INCREMENTO DE LA PRODUCCIÓN DE CRUDO

(Miles de barriles diarios)

 

INCREMENTO DE LAS RESERVAS

 

Unsector fuerte y en crecimiento

La historia de Ecopetrol se enmarca en lo que han sido los resultados del sector de los hidrocarburos, sin duda alguna una de las principales locomotoras de los últimos años de la economía colombiana y que continuará su senda de crecimiento sostenido en 2014. El sector de los hidrocarburos representa una tercera parte de toda la inversión extranjera directa de Colombia, con más de 4.000 millones de dólares en los primeros 9 meses de 2013. Y a este propósito es de resaltar que en medio de un entorno tan adverso como el descrito anteriormente, en el que se está dando un reflujo de la Inversión Extranjera Directa (IED) y en el que los vientos han cambiado de dirección, el año anterior, al contrario de lo que ha venido ocurriendo en los demás países emergentes, la IED en Colombia no sólo no cayó sino que alcanzó un nuevo récord histórico al registrar US$16.800 millones, de los cuales el 81.6% tuvo como destino el sector minero-energético, particularmente los hidrocarburos, lo cual pone de manifiesto la gran confianza de los inversionistas, al tiempo que muestra a este sector como el mayor polo de atracción de la inversión y de los inversionistas.     

 

El crecimiento del sector de petróleo crudo y gas natural fue de 7,8% en 2013, según las cifras del Dane reveladas la semana pasada, lo que contribuyó decididamente a un destacado crecimiento de la economía colombiana en su conjunto de 4,3%, el segundo más alto en la región después de Perú. Y para mostrar que el año 2014 se vislumbra todavía más optimista quiero contarles que las empresas petroleras están planeando perforar 240 pozos exploratorios este año, una cifra sin precedentes en la historia del país. Tampoco puedo dejar de mencionar la Ronda Colombia 2014, en la que se ofrecen 97 bloques con un especial énfasis en bloques costa afuera, hidrocarburos en yacimientos no convencionales y en desarrollos, por primera vez, de gas asociado a mantos de carbón (CBM). Todos estos esfuerzos permitirán mantener la senda de crecimiento en la producción de crudo, que en 2013 superó el millón de barriles por día, un récord para nuestro país y el boleto de entrada a un selecto grupo de 24 naciones con una producción superior al millón de barriles diario promedio año en el contexto mundial.

 Política de precios de los combustibles

Quiero contarles que seguimos trabajando en la búsqueda de alternativas para lograr una mayor estabilidad en los precios de venta al público de los combustibles, de manera que no se produzcan cambios bruscos por las variaciones propias de los mercados internacionales. En este sentido, somos conscientes de la necesidad de que los precios internos correspondan a precios eficientes y de mercado, lo que significa mantener la política de desmonte gradual y progresivo de los subsidios a los combustibles. Es de anotar que el costo de estos el año anterior ascendió a la friolera de $3.2 billones, déficit este del Fondo de Estabilización de los Precios de los Combustibles (FEPC) que debió enjugar el Ministerio de Hacienda emitiendo Títulos de Tesorería (TES) por ese valor. Salta a la vista la inequidad que significa distraer dicha suma para cubrir subsidios a los combustibles, que bien se habrían podido asignar a inversión social; valga decir que tanto el presupuesto del ICBF ($2.9 billones), vivienda ($2.1 billones), el SENA ($2.7 billones) o educación ($2.5 billones) es inferior al monto de los subsidios. Ello es tanto más absurdo si tenemos en cuenta que el precio de los combustibles que paga el consumidor final de los mismos no refleja los costos ocultos del mismo, particularmente el ambiental, que se estima en un punto del PIB. Esta es la razón por la cual en otros países se ha establecido un impuesto ambiental, el cual busca reducir el consumo de combustibles de origen fósil y generar los recursos para mitigar su impacto como gran emisor de gases de efecto invernadero (GEI).

Quiero hacer un reconocimiento a los avances en la calidad de combustibles que ha logrado Ecopetrol, que hoy entrega un diésel de calidad internacional, con menos de 50 partes por millón de contenido de azufre y en el caso de la gasolina de 219 partes por millón, por debajo de las 300 exigidas por la norma. Por algo Colombia ocupa el segundo lugar en Suramérica, después de Chile, por la calidad de los combustibles que consume, reduciendo ostensiblemente las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) a la atmósfera.

Se suele decir que Colombia expende los combustibles más caros del mundo, pero ello no corresponde a la realidad. Cuando se observa el precio de la gasolina y el diésel en una muestra de 32 países, encontramos que Colombia ocupa el séptimo y octavo lugar, respectivamente, según la consultora internacional PFC con datos a enero 2014. Huelga decir que al comparar el precio interno de la gasolina motor con el precio en otros países, vgr. EEUU, lo que hace la diferencia entre uno y otro es la tasa impositiva, que en el caso de Colombia es del 24% en contraste con EEUU en donde dicha tasa a duras penas llega al 12%.

 

Hemos hecho un esfuerzo grande para lograr la estabilidad de los precios, pero también tengo que ser claro en que no es posible tener precios bajos en Colombia cuando los precios internacionales siguen subiendo. Además, no podemos perder de vista que el 31% del crudo con el cual Ecopetrol carga sus refinerías debe comprarlo, ya sea a otros productores de crudos en el país o a la ANH, a los precios internacionales del mismo, al tiempo que se importa por parte de Ecopetrol el 53% del diésel que se consume en el país, el cual también tiene que pagarse a precios internacionales. Y en ambos casos la cotización, ya sea del crudo o del diesel, se ve afectada a su vez por la TRM. No debemos perder de vista que el crudo de la ANH corresponde al de regalías, que es propiedad de las diferentes regiones del país.    

Este asunto es de vital importancia para el sector y para Ecopetrol, porque de llegar a revertirse la política que se ha seguido en la última década se podría afectar el dinamismo y crecimiento del sector petrolero, los ingresos de las regiones,  la inversión extranjera, la autosuficencia del país y la capacidad de Ecopetrol para emprender urgentes proyectos para aumentar las reservas y modernizar sus refinerías, poniendo en riesgo el abastecimiento de combustibles y de paso el bienestar de todos los colombianos. Ya ello ha ocurrido en el pasado y es una historia para no repetir. Otros países que se han apartado de estos lineamientos vienen de regreso después de soportar una enorme presión sobre sus finanzas públicas, es el caso de Argentina y Brasil, países estos a los que les ha tocado, por fuerza de las circunstancias, recoger velas y ahora recorren el camino de la rectificación de su política de precios de los combustibles.  

La licencia social

Finalmente quiero compartir con ustedes la necesidad de que las actividades petroleras se realicen en armonía con las comunidades y respetando el medio ambiente. Hoy, más que nunca, es un imperativo producir barriles limpios, sin accidentes y sin incidentes ambientales.

Reconozco el excelente trabajo que realiza Ecopetrol en donde quiera que realiza sus operaciones, demostrando con hechos que no sólo se debe cumplir la ley, sino que es necesario ganarse la aceptación de las comunidades mediante el diálogo y la construcción conjunta. Se trata de hacer lo máximo posible por las comunidades y no lo mínimo necesario.

No me cabe duda que Ecopetrol debe ser ejemplo para todo el sector mineroenergético sobre cómo se logra una gestión sostenible, tanto en lo ambiental como en lo social, en la que los beneficios no sean sólo para la empresa, sino que también ganen las comunidades y logremos que a la par del desarrollo petrolero se logre el mayor bienestar de las personas que conviven y se relacionan con las empresas del Grupo empresarial de Ecopetrol, con acceso adecuado a servicios públicos, salud y  educación. Las empresas requieren de la Licencia ambiental para operar y deben realizar consultas previas cuando hay lugar a ellas; pero, adicionalmente deben contar con la Licencia social, entendida esta como el asentimiento de las comunidades asentadas en donde adelanta sus operaciones. No hay instancia de Gobierno que expida esta Licencia, esta se la ganan las empresas a través de su responsabilidad social y así como se dispone de un Plan de manejo ambiental para la mitigación de los impactos en el medio ambiente, se debe contar también con un Plan de gestión social para armonizar el relacionamiento con las comunidades. 

 

Bogotá, marzo 26 de 2014

 


Los más destacados

Sígueme en Facebook